El violonchelo


violonchelo1Según la Real Academia Española de la Lengua se puede denominar chelo, violoncelo o violonchelo (con preferencia de este último). En algunos países, sin embargo, se utiliza también la palabra italiana violoncello (pronunciada como en italiano: violonchelo), que no está aceptada oficialmente. En italiano también se abrevia cello (chelo). Según la Academia, el ejecutante de violonchelo se llama violonchelista, violoncelista o chelista. La palabra proviene del termino italiano violoncello que significa “violón del cielo“.viola de gamba

Forman parte fundamental en la orquesta.

Este instrumento cordófono (que produce el sonido por la vibración de las cuerdas) representa el bajo de la familia del violín, apareció poco después de éste, alrededor de 1560. Los bajos de la viola da braccio, construidos por los Amati, Gasparo da Saló y Maggini en las últimas décadas del siglo XVI son verdaderos violonchelos, cuya forma, derivada del violín, los distingue de los bajos de las otras familias de instrumentos de arco.

celista Es un instrumento de cuerda que está entre la viola y el contrabajo. Mide 75 cm. de longitud, se toca con un arco, el instrumento apoyado en el suelo y sujeto entre las piernas del violonchelista.

Las partes del violonchelo son las mismas que las del resto de instrumentos de cuerda frotada. En la parte inferior lleva una pieza de hierro llamada pica, cuya misión es fijar el instrumento en el suelo y regular la altura del mismo.

Es el instrumento de cuerda que tiene un mayor parecido a la voz humana. A pesar de su tamaño, es uno de los más versátiles y expresivos, su extensión sonora abarca tres octavas y media.

Es contemporáneo a su hermano menor, el violín, aunque se desarrollo a partir del 1500, y convivió durante un tiempo, con su antecesora, la viola da gamba (en la lámina de la derecha), que fue desapareciendo gradualmente y fue dejándole paso.

Desde principios de 1700, se ha convertido en uno de los instrumentos favoritos para interpretar solos. La primera música dedicada específicamente al violonchelo solista fue escrita en Italia alrededor de 1689 (Ricercari e canzoni, de Domenico Gabrielli, y Sonare, de Jacchini). Hay que llegar hasta Beethoven para que este instrumento sea apreciado en su justo mérito en la orquesta.

Su tono es rico y sonoro, y sus cuerdas altas tiene una cualidad melódica inconfundible. Se adapta perfectamente tanto a la intimidad de un cuarteto de cuerdas como a una orquesta.

Podemos oir con este instrumento la “Barcarola” de los Cuentos de Hoffman compuesta por Jaques Offenbach:

6 pensamientos en “El violonchelo

  1. Pingback: Isaac Albéniz « En Clave de Niños

  2. soy de guatemala de un departamento donde casi no se escha esta clase de musica estoy estudiado este instrumento pero es poco el tiempo que llebo estudiando pero me deleito viendo todo esto q ud. suben interesante enserio

    Me gusta

  3. Pingback: El contrabajo « En Clave de Niños

  4. Pingback: ¿Qué es la musicoterapia? « En Clave de Niños

  5. Pingback: CelticAstur

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s